1 de diciembre de 2012

Negrón

Hay que reconocer que no parece nombre muy atractivo para un pato. Ni para nada. Pero a pesar de la uniformidad de color, solo roto en las hembras y jóvenes por esas infladas mejillas,  he de reconocer que es un ave que me gusta. Quizás por que la llegada de alguna a la Ría del Eo es anuncio del invierno. La entrada de aire frío del Norte ha hecho que el número de Negrones Comunes (Melanitta nigra), que de ellos hablamos, posiblemente haya alcanzado el número más alto registrado en la Ría.
Esta mañana, cobijado bajo un paraguas, pude disfrutar un buen rato contemplando las evoluciones de una hembra.

[Clic para agrandar]
[Clic para agrandar]

1 comentario:

Pablo Roces Albalá dijo...

Una pasada ver tan de cerca como se cala. Saludos