1 de julio de 2015

Tiempo de cría

En Asturias son cuatro las especies de aves que crían regularmente en nuestra costa. Tres son aves netamente marinas: la Gaviota patiamarilla (Larus michahellis), el Cormorán moñudo (Phalacrocorax aristotelis) y el Paiño común (Hydrobates pelagicus), ausente del occidente asturiano. La cuarta, el Ostrero (Haematopus ostralegus) es un caso singular, ya que se trata de una límicola que habitualmente anida en playas arenosas, islotes de marisma, dunas, etc. Pero en Entrambasauguas lo hace en islotes rocosos. Una quinta especie, el Gavión (Larus marinus), ha intentado criar algún año.
Tanto el Cormorán moñudo como el Ostrero se encuentran legalmente protegidos por estar incluidos en el Catálogo Regional de Especies Amenazadas de la Fauna Vertebrada de Asturias. Pero esa protección sobre el papel no se traduce en una protección real y no impide que la población del primero haya disminuido notablemente en estos últimos años, mientras que la situación del segundo, que nunca fue numeroso, es aún más preocupante. Su éxito reproductor es muy bajo, tanto que en algunos años ningún pollo logra volar.
Este año las cosas puede que no vayan tal mal para él. El pasado 27 de junio hemos podido ver un pollo ya crecido y perfectamente emplumado en el islote de Castríos (Tapia de Casariego). Las últimas noticias, recibidas de Xurde Gayol, nos informan que el ave, junto con sus padres, ha cambiado de islote, por lo que ya puede volar y ha pasado la fase más crítica de su vida.
Dejamos aquí constancia con un vídeo grabado la mañana del 27 de junio y una fotografía donde pueden verse simultáneamente  pollos de las tres especies que crían en los islotes y acantilados de Entrambasauguas.



En la parte superior, dos pollos de Gaviota patiamarilla, aún con plumón. En la inferior izquierda pollo de Cormorán moñudo. En el centro Ostrero adulto, y a la derecha joven ya totalmente emplumado.

Para saber más:

No hay comentarios: